COMPROMISO PROTON
PROTON está comprometido con los problemas de nuestro tiempo.
Uno de los grandes problemas es el hambre, que está vinculada al desperdicio de alimentos en el mundo.
El problema del hambre no se debe a que necesitamos la producción de alimentos, ya que podríamos alimentar a hasta 12 mil millones de personas, por lo tanto, el problema no está en la producción, sino en los desechos y también en la distribución, lo cual es desigual.
Nuestros desechos necesariamente afectan a otras personas que padecen hambre y PROTON tiene la firme voluntad de ayudar a erradicar este problema.
OBJ DESARR SOST  プロトンアプローチブック(ホシザキグループ様印

Actualmente, los consumidores están dispuestos, más que nunca, a pagar precios altos por productos orgánicos y sanos, sin pesticidas o fertilizantes sintéticos, y la mayoría de las veces se fijan en los productos frescos en esta elección.
Existe cada vez más una mayor cultura gastronómica y los consumidores son cada vez más sofisticados y conocedores, empezando ya a entender que un alimento congelado es igual de bueno que el mismo alimento en frescos, si bien queda aun un largo camino por recorrer.
Aunque la industria de alimentos congelados crezca cada año, prevalece en los consumidores todavía la idea de que los productos frescos son mejores que los congelados y los siguen prefiriendo. Sin embargo, los alimentos congelados tienen una serie de ventajas que no poseen los frescos, pues disponen de una mayor vida útil, no tienen contaminación de bacterias y parásitos, conservan todo su valor nutricional (los productos se congelan cuando tienen la mayoría de los minerales y vitaminas, que se conservan en el proceso de congelación y se mantienen por un período más largo), son fáciles de usar, pueden dividirse en porciones y almacenar el resto para el uso futuro las partes no consumidas, etc.
Es paradójico que sin embargo, a pesar de esta expansión de la industria de congelados, los productos frescos siguen siendo los favoritos, y que además, éstos se congelen posteriormente en los hogares de forma deficiente haciendo que pierdan muchas de sus cualidades organolépticas originales por los que fueron elegidos.

 

CAUSAS
El problema principal radica en una verdadero desconocimiento y falta de sensibilidad ante el impacto social y ambiental que generan los desperdicios de los alimentos, unidos a malos hábitos alimenticios y malos hábitos en la compra de los alimentos.
La publicidad y patrones culturales que nos llevan a pensar que las neveras y despensas deben de estar llenas, produce desajustes entre lo que se compra y lo que se necesita: existe exceso de variedad y cantidad de la oferta, las ofertas impulsan a comprar más cantidad de la necesaria, etc. Tampoco ayudan las condiciones de venta de los alimentos: envases inadecuados en forma y/o tamaño, confusión entre las fechas de consumo preferente y caducidad, productos que llegan al punto de venta con un margen de vida útil demasiado pequeño, desaparición de la venta a granel para determinados productos, etc.
La falta de planificación de menús y de la compra de alimentos en cantidad adecuada junto a la pérdida de la cultura y la falta de conocimientos culinarios para la reutilización o el aprovechamiento al máximo de los alimentos y de «las sobras» también aumentan la cantidad de desperdicios.

REDUCCION DESPERDICIO ALIMENTICIOS

EFECTOS
Los alimentos se pierden o desperdician en toda la cadena de suministro, desde la producción inicial hasta el consumo final de los hogares.
La disminución puede ser accidental o intencional, pero en ultima instancia conduce a una menor disponibilidad de alimentos para todos.

Una persona que llega al supermercado y comienza a llenar su carrito de distintos alimentos y productos, seguramente lo hace sin reflexionar mucho en cómo llegaron ahí, cómo fueron producidos, empaquetados, transportados y vendidos. Seguramente tampoco se pondrá a pensar en los que ya se perdieron ni en los que ella misma desperdiciará, mucho menos en las consecuencias ambientales, sociales y económicas que esto provoca.

Las pérdidas de alimentos conducen también al desperdicio de recursos como la tierra, el agua, la energía e insumos, supone emisiones innecesarias de CO2, así como un impacto negativo directo en los ingresos de los agricultores y los consumidores.
El desperdicio de alimentos es responsable del 8% de las emisiones globales de gases de efecto invernadero.

Además, la reducción del desperdicio de alimentos juega un papel importante para favorecer la economía circular y combatir la escasez de agua en el mundo.
Más de un tercio de los alimentos producidos en todo el mundo se pierde o se desperdician.
Según la FAO el costo total de la pérdida y el desperdicio de comida es de mil millones de dólares, alrededor de 700 mil millones en costos ambientales y unos 900 mil millones en costos sociales. En los países de ingresos altos y medianos, las pérdidas y el desperdicio de alimentos se producen principalmente en las últimas etapas de la cadena de suministro.

A diferencia de lo que ocurre en los países en desarrollo, el comportamiento de los consumidores desempeña un papel importantísimo en los países industrializados.
En la UE hay 88 millones de toneladas o lo que es lo mismo, 173 Kg por persona de alimentos desperdiciados al año.

En España: tiramos 7,7 millones de toneladas de alimentos cada año debido a fechas de caducidad demasiado cortas en el tiempo, por envases o packs de comida demasiado grandes, por excedentes en la producción, por comprar más con los ojos que con la cabeza...
Entre un 30% y un 50% de los alimentos comestibles acaban desechados.

La mayoría de ellos, el 80%, se tiran a la basura en los hogares tal cual se han comprado.
Solo el 20% de los desperdicios es de productos ya procesados que han sobrado en la mesa.
La fruta y la carne son los productos que más contribuyen a la pérdida de agua en el despilfarro de alimentos y solo las frutas, verduras y pan fresco representan el 48,1% del volumen total de lo que se tira.
De toda la cadena alimentaria es en los hogares donde se producen la mayoría de los desperdicios: 1.325,9 millones de kilos de comida al año acaban en la basura de los hogares españoles.
Según el desglose del Ministerio la cifra equivale a 25,5 millones de kilos de comida desperdiciados a la semana.
En los hogares, el desperdicio alimentario alcanza el 42% del total; en la fase de fabricación el 39%; en la restauración el 14% y en la distribución el 5%.

REDUCCION DESPERDICIO ALIMENTICIOS
REDUCCION DESPERDICIO ALIMENTICIOS
En Japón se utiliza esta tecnología para congelar diversos vegetales y verduras, tales como el eddo, kabocha, jengibre, bambu, wasabi y especialmente para congelar diferentes variedades  de setas, principalmente shitake, shimeji, enoki y nameko.
PROTON esta altamente indicada para la congelación de vegetales con alto valor, como la trufa.
PROTON también esta indicado para la congelación de zumos de frutas y purés de frutas.
Para congelar frutas enteras, se recomienda un proceso previo de deshidratación.

OBJETIVO
En España tiramos 7,7 millones de toneladas de alimentos cada año, es una cifra escalofriante que no nos podemos permitir.
Desperdiciar los alimentos tiene consecuencias éticas, ambientales y económicas.
Además cada día unos 800 millones de personas en el mundo se van a dormir sin haber cubierto sus necesidades básicas de alimentación.

Estamos ante una señal clara que nos lleva a tomar conciencia y actuar para que estas cifras se reduzcan.
Mediante unos consejos prácticos antes de ir a comprar, al almacenar los alimentos, al cocinarlos, al reutilizar los que ya hemos preparado adquiriremos más conciencia, podremos ser activistas alimentarios y reduciremos estas cifras.

Tenemos que ligar el problema del hambre con el desperdicio de alimentos en el mundo.
El problema del hambre no es porque nos haga falta producción de alimentos, podríamos alimentar hasta 12 mil millones de personas.
Eso nos dice que el problema no está en la producción, sino en el desperdicio y también en la distribución, que es inequitativa.
Nuestro desperdicio necesariamente afecta a que otras personas padezcan hambre.

En Japón se utiliza esta tecnología para congelar diversos vegetales y verduras, tales como el eddo, kabocha, jengibre, bambu, wasabi y especialmente para congelar diferentes variedades  de setas, principalmente shitake, shimeji, enoki y nameko.
PROTON esta altamente indicada para la congelación de vegetales con alto valor, como la trufa.
PROTON también esta indicado para la congelación de zumos de frutas y purés de frutas.
Para congelar frutas enteras, se recomienda un proceso previo de deshidratación.
REDUCCION DESPERDICIO ALIMENTICIOS

SOLUCIONES
Muchos de estos residuos podrían evitarse si se mejoran los hábitos de compra, almacenamiento y cocina.
Los estudios demuestran que los consumidores generan menos desperdicios consumiendo productos congelados como alternativa a los productos frescos o a los envasados (latas, botes, etc.). La principal manera de asegurar productos orgánicos duraderos y convenientes, es congelándolos, pues el proceso de congelación no requiere ningún aditivo para conservar los alimentos.
Los productos alimenticios congelados son sólo eso, productos naturalmente conservados sin modificadores sintéticas, por lo que los alimentos congelados mantienen sus nutrientes y su sabor natural cuando se realiza una buena congelación.
El cambio en las preferencias de los consumidores, la creciente población y la rápida urbanización, son factores que requieren más recursos alimentarios y, por lo tanto, un reto mayor en la lucha contra el desperdicio de alimentos y la escasez.
El crecimiento de la industria de alimentos congelados y el uso de una congelación correcta en los hogares que concienciara al consumidor que el alimento congelado es igual de bueno que el alimentop fresco podría ser justo lo que se necesita para equilibrar la balanza.
A causa de la creciente tendencia de comidas rápidas, los fabricantes han refinado las técnicas de almacenamiento, preparación y recalentamiento, para crear comidas sanas, sabrosas y de calidad. Ahora, incluso las variedades tradicionales o étnicas que requieren un largo tiempo de preparación están impulsando el mercado de los alimentos congelados.
Esta es la razón por la cual, el sector de congelados de comidas preparadas, también se prevé que crezca enormemente en 2024.
Incrementar el consumo de alimentos congelados y cambiar la mentalidad del consumidor, haciéndole entender que con una buena congelación el producto congelado tendrá la misma calidad que el fresco y mantendrá la calidad del alimento, son dos factores básicos para reducir los desperdicios de alimentos.
Ya no es suficiente el enumerar todos los beneficios y ventajas de los productos congelados, ni el insistir en el tema de los residuos alimentarios y los problemas medioambientales.
La única manera es, simplemente, ofrecer alimentos ya congelados de primera calidad y el tener la posibilidad de realizar una perfecta congelación en el propio hogar y donde podrán comprobar que los alimentos así congelados tendrán una apariencia natural y poseerán muchas más ventajas que los productos frescos.

Gracias a la tecnología de congelación magnética PROTON ya es posible alcanzar estos objetivos. Normalmente, garantizar la apariencia natural de los productos alimenticios no siempre es tan fácil, ya que con las tecnologías existente de congelación, no pueden ajustarse a las particularidades de productos alimenticios específicos.

Además con las tecnologías actuales de congelación en los hogares, se producen efectos no deseados cuando el producto se descongela.
El factor determinante en la calidad de un producto congelado es el tamaño de los cristales que se forman al pasar del estado fresco al congelado.

Existe ya una tecnología que proviene de Japón y que es la forma de congelación más perfecta que existe en la actualidad: la tecnología de congelación magnética PROTON ®, inexistente hasta fuera de Asia.

En Japón se utiliza esta tecnología para congelar diversos vegetales y verduras, tales como el eddo, kabocha, jengibre, bambu, wasabi y especialmente para congelar diferentes variedades  de setas, principalmente shitake, shimeji, enoki y nameko.
PROTON esta altamente indicada para la congelación de vegetales con alto valor, como la trufa.
PROTON también esta indicado para la congelación de zumos de frutas y purés de frutas.
Para congelar frutas enteras, se recomienda un proceso previo de deshidratación.
REDUCCION DESPERDICIO ALIMENTICIOS
REDUCCION DESPERDICIO ALIMENTICIOS
En Japón se utiliza esta tecnología para congelar diversos vegetales y verduras, tales como el eddo, kabocha, jengibre, bambu, wasabi y especialmente para congelar diferentes variedades  de setas, principalmente shitake, shimeji, enoki y nameko.
PROTON esta altamente indicada para la congelación de vegetales con alto valor, como la trufa.
PROTON también esta indicado para la congelación de zumos de frutas y purés de frutas.
Para congelar frutas enteras, se recomienda un proceso previo de deshidratación.

TECNOLOGIA PROTON
PROTON ® es el exponente de la nueva generación de congeladores que a diferencia de otros sistemas que también usan campos magnéticos (NO confundir con CAS), se usa en Japón para congelar multitud de productos: atún, mariscos, sushi, bento, carne Wagyu, setas Shitake, bambú, jengibre, pan de molde, mochis y pasteles, etc. gracias a que su eficacia está completamente probada.
Mediante la tecnología PROTON ® el producto se congela mientras un campo magnético estático y una onda eléctrica se irradian en una dirección predeterminada, evitando la expansión del volumen de cristales de hielo e inhibiendo tanto el cambio en el volumen de humedad como la destrucción de las células que contienen esa humedad en el momento de la descongelación, sin provocar pérdidas por goteo y manteniendo todas sus características organolépticas originales (sabor, textura, color,).
Con PROTON ® se evitan todos los cambios que se producen con la congelación normal: daños en la estructura muscular, desnaturalización proteica, perdidas de humedad, disminución de la jugosidad, mayor crecimiento y alteración microbiana, pérdidas de nutrientes y especialmente, cambios en la textura, sabor y color.
Su gran rapidez junto a la ordenación de las moléculas de agua mientras congela gracias a sus campos electromagnéticos, convierten a PROTON ® en la tecnología de congelación más avanzada del mundo, siendo el líder de las tecnologías de congelación de Asia.
En Japón su uso esta ampliamente generalizado, pues con PROTON ® congelan y descongelan materias primas (pescado, carne, vegetales, pan, etc.) productores, restaurantes, catering, y pueden encontrarse productos así congelados en supermercados y konbinis (tiendas de conveniencia).

 

 

COMPROMISO PROTON
PROTON ® es actualmente la única tecnología de congelación que preserva la apariencia natural de todos los alimentos, forma, color, sabor y textura, sin comprometer la inocuidad de estos, la calidad, los niveles de nutrientes y el rendimiento de la producción.
Esto se debe a las características innovadoras de la tecnología de congelación magnética.
Gracias a la tecnología PROTON ® existe una nueva tipología de alimentos: los alimentos frescos en congelado.
PROTON ® también contribuye a mejorar nuestra salud.

El mantenimiento de todas las propiedades organolépticas originales de los alimentos así como la eliminación de la población de bacterias y su reproducción, la muerte de microorganismos, la inhibición de la actividad de los patógenos más resistentes, la conservación de los nutrientes, eliminación de la población de bacterias y de parásitos como el anisakis en los productos del mar tienen un impacto en la salud incuestionable, permitiendo su almacenamiento largo tiempo sin aditivos y cumpliendo con plenas garantías la normativa sanitaria legal.

PROTON ® va a ayudar, sin lugar a duda, a reducir los desperdicios en alimentación al convertir dichos desperdicios en alimentos perfectamente congelados y de primera calidad además de cambiar la mentalidad del consumidor, que convertirá la acción de congelar en una mejora del alimento y dejará de ser el ultimo recurso para la conservación de los alimentos.

Para ello, PROTON ® se compromete en cambiar la cultura de congelación existente.

MAPA WEB

PROTON EUROPE OK.jpg
LOGO_TARJETA_INNOVAFISH_Manuel_Página_1_

Central:  Ribera del Guadiana,  1. 21400 AYAMONTE    (Huelva). ESPAÑA

Delegación Barcelona: LOGIBESA BARCELONA. Longitudinal 6,  95.MERCABARNA. 08040 Barcelona. ESPAÑA

TEL. +34 937 635 662 Tel.: + 34  627 925 103 - + 34  639 925 473

www.proton-europe.com 

proton@innovafish.com  

 www.innovafish.com   -  www.innovasushi.es

  • Icono social LinkedIn
  • YouTube Social  Icon
  • Facebook Social Icon
  • Twitter Social Icon
  • Instagram Social Icon
  • Black Instagram Icon
  • Black Pinterest Icon
  • Black Facebook Icon